Consejos sobre Niveles de pH y Cloro.

 

Para mantener una Piscina Ok, lo primero es verificar el nivel del pH del agua, ya que este parametro es de los más importantes. Si está con valores óptimos (entre 7,2 y 7,6), tendrá aguas cristalina, menor decoloración de pintura, bajo costo de mantenimiento, más confort, alargando la vida útil de su piscina.


Si el pH de su piscina escapara por debajo de 7,2, el agua se vuelve Acida. En este contexto el agua provoca ciertos malestares en la piel, los ojos y vías respiratorias, acelera el desgaste materiales en los elementos de la piscina degradando su vida útil.


Si el pH de su piscina sube por encima de 7,6, el agua se vuelve Alcalina. En este contexto el agua provoca ciertos malestares irritando y resecando la piel, el agua tiende a ponerse nublada, opaca de forma rebelde, hace que el Cloro pierda efecto y aumenta la presencia de algas en el agua.


En resumen, el pH es básico para el mantenimiento de su piscina, se recomienda hacer una medición a la semana, actuando inmediatamente cuando su valor supere los valores óptimos (entre 7,2 y 7,6).

 

Por que sube o baja el pH del agua de su piscina

 

Producto de la exposición al sol y el viento el pH del agua de su piscina tendera naturalmente a subir, es decir aumento del pH a medida que el agua disminuye. Además, los rayos ultravioletas del sol aceleran la disoluciín del cloro, cosa que también provoca un aumento del pH.


El propio uso de la piscina, la interacción con los bañistas, lociones y cremas solares, el sudor, los restos de pelo y piel muerta que entran en contacto con el agua de la piscina, afectan de algún modo el cloro y la acidez del agua. En general, la presencia de bañistas provoca un aumento del pH.


La interacción del Cloro también puede afectar el balance del pH de su piscina de tres formas: líquido, granulado o en tabletas.


  • Si utilizas Cloro líquido, estás añadiendo hipoclorito sódico, una sustancia muy alcalina que aumento del pH.
  • En cambio si usas Cloro en tabletas este incluye ácido tricloroisocianúrico, que tenderá a acidificar el agua reduciendo el pH.
  • Finalmente, el Cloro granulado tiene un pH prácticamente neutro, de 6,7, por lo que nos variará los niveles.
  •  

     

    Cómo mantener el PH del agua en su piscina

     

    Es muy importante mantener el valor de pH entre los niveles correctos, ya que esto repercute directamente sobre el confort y la salud de los bañistas. El pH debería estar en todo momento entre 7,2 y 7,6, de modo que tienes que comprobar su valor con regularidad.


    Paso1.- Hacer medición de pH según equipo existente. Cuando el pH baja de 7,2, la acidez del agua puede irritar los ojos y la piel, mientras que cuando supera los 7,6, el cloro pierde efectividad y así toda su acción desinfectante.


    Para medir el valor de pH del agua en la piscina necesitas un medidor de pH. Hay varios tipos de medidores en el mercado, aunque los más usados suelen ser los electrónicos, ya que son más fáciles y cómodos de usar. Sin embargo, los analizadores manuales son igualmente efectivos, y tan solo requieren tomar una muestra del agua y añadirle una pastilla. El cambio de color que se produce en el agua nos indica el nivel de pH.

    Es aconsejable medir los valores cada pocos días para asegurarnos que los niveles son estables, especialmente después de una tormenta,debido a que la lluvia tiende a aumentar el pH. Es igualmente importante comprobar los niveles cuando ha habido muchos bañistas en la piscina, ya que eso también puede alterar los valores normales.


    Cuando detectemos que el pH está bajo, deberemos usar un incrementador para recuperar el nivel. Del mismo modo, cuando los niveles suban demasiado, un reductor de pH nos corregirá su valor. En caso de tener que corregir el valor de pH, debemos añadir el producto corrector de forma gradual y esperar unas horas antes de volver a medir su valor, siempre con el filtro funcionando. Hay que seguir siempre las instrucciones del fabricante y añadir la cantidad correspondiente en función del volumen de agua de nuestra piscina.


    Si estamos atentos a los niveles de pH, conseguiremos mantener un agua en condiciones, optimizando la eficiencia del resto de productos (floculante, algicida y cloro).